Código cerrado

Se me ha estropeado la plancha y tengo montañas de ropa por planchar... ¿que que tiene que ver esto con el código cerrado? muy sencillo, al intentar abrir la plancha para repararla resulta que tiene un tornillo hexagonal pero con un pequeño saliente en el centro que hacen inútiles mis herramientas.

Al final, como aprendiz de hacker, logré eliminar esa protección y liberar el nucleo central de la plancha, era una conexión en mal estado que ya está reparada, lo he cerrado y le he puesto un tornillo que cumple con los estandares y me tendré que poner a planchar, en lugar de mandarlo a un servicio técnico que me cobraría un ojo de la cara por el arreglo (si es que me lo arreglan, que no lo tendría muy claro) y me tendría días, o quizá semanas, sin poder terminar mi trabajo doméstico, con la ropa arrugada.

Hoy en día resulta difícil adquirir un producto que no sea casi imposible de abrir para poder repararlo; una batidora, un video, un motor de un choche, un DVD, móviles esclavos, el software de un ordenador... y digo yo ¿si el producto es mio y yo lo he comprado, por que c*j*n*s no puedo abrirlo para repararlo, modificarlo o hacerme un gorro con el?

Con todos estos pensamientos, mientras planchaba (y no es broma, la anécdota es totalmente cierta) me he acordado de un cuento que creo que era de Dyck, ya sabeis, ese escritor cuya obra dió pie a Minority Report, Blade Runer, Desafio Total o Asesinos Cibernéticos (esta última bastante malona), que contaba más o menos, ya que no he encontrado el libro y ya son unos añitos cuando lo leí, en el que contaban que un buhonero de principios del siglo pasado es llevado a un futuro.

Allí se encuentra con un mundo donde los productos eran de código cerrado, no utilizaba este térnimo, pero, desgraciadamente, hoy en día es lo que mejor describe ese infierno. Si algo se estropeaba se tiraba a la basura sin más, no había forma de repararlo, incluso cosas muy importantes o demasiado importantes.

Nuestro heroe, aun no teniendo conocimientos tan complejos como la de las máquinas que allí existían, si entendía los principios básicos de estas y lograba repararlas, principios básicos de matemáticas, física, mecánica, química... ya sabeis, esas tonterías inútiles que se enseñan en las escuelas mientras nos guardan los hijos en el horario laboral...

En este mundo la gente consumía los productos sin saber que es lo que eran, para los consumidores era pura mágia.

La verdad es que no me acuerdo de mucho más del hilo argumental del cuento, seguro que era bueno, lo que si recuerdo es que al final el protagonista andaba liado con una tontería para un voto electrónico que permitiese una democrácia más directa por parte de los ciudadanos.

¿Ciencia ficción? al mirar mi plancha recien crackeada me da la sensación de que no. Comentarios: 10

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://gnudista.blogalia.com//trackbacks/8091

Comentarios

1
De: Algernon Fecha: 2003-05-18 06:53

Muy buena historia :D

Hehe, todo lo venden como caja cerrada...



2
De: glenys Fecha: 2003-05-18 08:36

Dicen que Arthur C. Clarke se expresó de la siguiente manera una vez: "cualquier tecnología lo suficientemente avanzada es indistinguible de la magia".

Yo añadiría también, luego de imaginarte planchando desnudo la ropa que no te quisieras poner ;), que toda tecnología desconocida, aunque no sea muy avanzada, nos parece magia. Por eso caemos como tontos y pagamos dinero para reparar o reemplazar cosas porque desconocemos su funcionamiento.

La mejor poción contra la magia incluye al conocimiento como su principal ingrediente.

Un abrazo



3
De: A mi me pasó! Fecha: 2003-05-18 09:04

Un día tuve la idea de mover la cadena de música de lugar, al poner el lector de CDs vertical, el CD que había en la bandejita se metió para adentro, al vientre del cacharro. Que putada! Tuve que ir a casi todas las ferreterías de BCN para encontrar un puto destornillador que funcionara! ñasdlfjñladsjñlsdjflñkasjdfñkjdfñljsdf

web personal http://quintanasegui.com
weblog http://www.menorcaweb.net/perequintana/blog.html



4
De: lgs Fecha: 2003-05-20 00:49

Escribe un contraharrypotter.

Con genio de escritores, con intriga, resolviendo misterios de robos y tesoros, al tiempo que desentrañas aventuras científicas.

Bueh. > /dev/to-do

Otra más.



5
De: Ctugha Fecha: 2003-05-20 01:49

Para que luego JJ diga que Dick no mola ;P



6
De: pj Fecha: 2003-05-20 20:54

Creo que en Un Mundo Feliz de Huxley también pasa algo similar, llevado a extremos en los que incluso la ropa se tira en cuanto tenga un roto o un descosido.

La verdad es que el mundo está de un paranoico de narices con esto de la Propiedad Intelectual. Todo sea por mantener a las clases altas donde siempre han estado ;-)



7
De: Akin Fecha: 2003-05-20 23:36

lgs... y si aceptamos eso y lo otro, quiero decir ¿y si aceptamos series de policía científica y tb series de magia? XDDDD

pj, eso ya pasa, conozco a un montón de gente que tira la ropa porque esté ajada, aunque ni siquiera tenga rotos (como camisetas estiradas o zapatos un poco rozados). En electrodomésticos la cosa simplemente acojona.

Siempre me ha resultado increíble pensar que es mas barato comprar móvil nuevo que cambiarle una tecla que se ha roto.



8
De: pj Fecha: 2003-05-21 05:41

¿Y las impresoras de 60EUR? Comprarles tinta nueva sale más caro... Ya se que no es lo mismo pero me ha venido a la cabeza :-D



9
De: Akin Fecha: 2003-05-21 18:56

pj, en ese caso es política de empresa, logran mayores beneficios vendiendo impresoras por debajo de su precio de coste y cobrando despues lo que cobran por la tinta.

Afortunadamente los usuarios no somos tontos y pasado el período de garantía comprarmos tinta de otras marcas (antes no se puede o invalidas la garantía).

A lo que han respondido aumentando el tiempo de garantía (eso si, habitualmente cobrando un suplemento en el precio(.



10
De: Epaminondas Pantulis Fecha: 2003-05-21 19:05

Bueno, yo creo que lo que hace la mayoría de los usuarios, antes incluso que rellenar el cartucho, es comprar una impresora nueva.



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.145.69.58 (faee2e2f6f)
Comentario